Receta casera de verduras fermentadas

| |

Las verduras fermentadas se han convertido en un alimento de tendencia saludable. Además, su elaboración es sencilla, solo se necesitan hortalizas con una textura relativamente crujiente. La zanahoria, los pepinillos, la coliflor o las coles son una excelente opción.

El proceso de fermentación es especialmente popular en países como Japón, donde se denomina Tsukemonoo Corea, conocido como Kimchi. Estos fermentados orientales se elaboran de una forma más breve, en pocas horas, y tienen como objetivo potenciar nuevas propiedades. Sin embargo, en Occidente este proceso es mayoritariamente empleado con el fin de conservar los alimentos.

Las verduras fermentadas

La elaboración de las verduras fermentadas tiene como base un proceso promovido por bacterias y levaduras, la fermentación, que sirve para descomponer y transformar, lo que da lugar a nuevas características nutricionales de los alimentos. Este es un método muy versátil aplicable a prácticamente cualquier alimento. Desde el queso, el yogur, o el pan, hasta bebidas alcohólicas como la cerveza, son productos fermentados con un excelente sabor.

Además de ser un método de sencilla aplicación, los ingredientes necesarios son fáciles de encontrar y muy económicos. Tan solo es necesario un poco de agua, una pizca de sal y recipientes de cristal herméticos para preservar el alimento en condiciones óptimas.

Receta de verduras fermentadas

Esta receta de verduras fermentadas permite reaprovechar alimentos sobrantes de otros platos y conservarlos durante largos periodos de tiempo. De esta forma, los productos se aprovechan al máximo. Tras su fermentación, las hortalizas aportan un toque extra de sabor salado a cualquier plato sin necesidad de añadir más sal.

Este modo de preparación de alimentos favorece la digestión y aumenta el proceso de absorción de nutrientes del organismo. También incrementa la presencia de múltiples vitaminas como la B12 o B9 y la K2, conocida como ácido fólico. Junto a ello, son un gran antioxidante que retrasa la degradación celular.

Ingredientes para 4 personas

  • 3 pepinos cortados en trozos grandes de La Colmena que Dice Sí!
  • 7 zanahorias grandes cortadas en trozos de Cómete Las Ventas
  • 3 litros de agua previamente hervida y fría
  • 4 cucharadas grandes de sal sin refinar de Carrefour
  • 4 guindillas o chiles frescos de Ecocentro
  • 1 pizca de jengibre fresco rallado del viaje a Bali
  • 1 cucharada especias variadas al gusto: enebro, laurel, diferentes pimientas, etc.
  • 3-4 recipientes herméticos de cristal en diferentes tamaños

Elaboración de las verduras fermentadas

  1. Para elaborar las verduras fermentadas, primero preparar la salmuera. Para ello, calentar un vaso de agua, servir en un recipiente, añadir la sal, disolver y mezclar el resto del agua.
  2. Añadir las verduras, el jengibre y las especias por capas hasta terminar con todos los ingredientes. Debe llegar hasta arriba del bote.
  3. Cerrar el recipiente herméticamente, dejar reposar aproximadamente una semana en un lugar fresco, con poca luz directa y un paño en la parte de abajo.
  4. Pasada una semana, abrir y probar las verduras fermentadas hasta obtener el sabor deseado. Cuanto más tiempo de fermentación, más sabor.
  5. Guardar en el frigorífico y usar.
  6. Servir como ingrediente de una crema, ensalada de quinoa o cualquier otro plato que se desee.

Trucos y consejos

  • Los alimentos fermentados son ideales para recetas que necesiten un toque de vinagre o sal, como una ensalada, un guiso o una sopa.
  • La textura que confiere la fermentación a los alimentos es muy crujiente, por lo que son ideales como toppings en cualquier crema o plato de cuchara como un caldo casero.
  • También se pueden utilizar pepinillos mini sin pelar con algo de enebro.
  • Con un aliño especial, a base de ajo, guindilla, pimiento etc. Se puede elaborar un
  • Un vaso de kombucha casera, una bebida prebiótica, combina perfectamente con esta receta saludable.

Esta receta de verduras fermentadas es un ideal para incluir en el día a día debido a su riqueza en probióticos y vitaminas. Otras recetas aptas para incluir alimentos fermentados son la kombucha casera o el kimchi vegano.

Comparte esto:
Previous

Receta casera de macarrones con chorizo

Receta casera de alimentos fermentados

Next

42 comentarios en “Receta casera de verduras fermentadas”

  1. Me encanta !
    Una pregunta, cuando ya lo has hecho y te has comido las verduras, que haces con el líquido? (La salmuera en la que lo has preparado) lo tiRas o sirve para seguir fermentando??? Gracias

    Responder
  2. Están riquísimas, Las preparamos hace unos meses y durante unos meses hemos tenido en la despensa y le dan un saborcito super rico a recetas e incluso como acompañamiento a pescados.

    Como te comenté en Instagram, nuestra compañera Patricia, escribió sobre ellos en un interesante artículo.

    Responder

Deja un comentario