kombucha receta casera

KOMBUCHA CASERA – RECETA DE MANZANA & JENGIBRE

¿Qué es la kombucha? Es una bebida probiótica que proviene de la fermentación de un sustrato y un scoby, es decir, un conjunto de bacterias y levaduras. Según terminas de leer esto, ¿verdad que no te apetece probarla y quizá te da algo de asquito? ¡Pues debes hacer todo lo contrario!

La kombucha, bebida milenaria de la que todo el mundo habla, se ha convertido en el refresco de moda, gracias a sus beneficios para nuestra microbiota, es decir, la flora microbiana normal que vive en nuestro organismo.

Se puede tomar sola, con hielo, con alguna rodaja de fruta de decoración, por la mañana, a mediodía y por la noche, sobre todo, cuando tengas alguna actividad que hacer, ya que aporta energía.

LA KOMBUCHA

La kombucha es una bebida probiótica, es decir se compone de microorganismos vivos que aportan grandes beneficios para nuestra microbiota. ¿Qué es eso? Es el conjunto de micoorganismos que tenemos en distintos puntos del cuerpo, mayormente en el aparato digestivo. Su principal función es la de ayudar en la digestión, proteger de otros microorganismos negativos y producir algunas vitaminas.

Se puede elaborar en casa con una receta muy sencilla o bien, se puede comprar casi en cualquier sitio. Si prefieres comprarla, ¿qué debes buscar? que sea natural, ecológica, de calidad, en vidrio, con la menor cantidad de azúcar posible y sin pasteurizar.

¿Por qué sin pasteurizar? ¿Qué significa? Es un proceso térmico que se emplea generalmente, en productos líquidos para eliminar bacterias y demás. ¡Vamos, una contradicción! El objetivo de consumir kombucha es precisamente, beberte esos “bichitos”.

LOS BENEFICIOS DE LA KOMBUCHA

Los mayores beneficios de consumir frecuentemente kombucha, están relacionados con la mejora del sistema inmunológico. Si cada día añades en tu alimentación productos fermentados, es decir, ingieres “bichitos”, estarás cuidando de tu microbiota.

Y te preguntarás, ¿yo tengo “de eso”? ¿por qué voy a tener la microbiota debilitada? o mejor dicho, ¿para qué quiero una microbiota fuerte? Te respondo con preguntas, a ver si te suena alguna:

  • ¿Sufres estrés? Sólo respondiendo a esta pregunta afirmativo, debes saber que es uno de los factores más relevantes para “cargarte” tu flora.
  • ¿Tomas medicamentos frecuentemente? Aunque en nuestra sociedad está bien visto medicarse, si lo piensas, son sustancias tóxicas que tienen efectos secundarios en nuestros órganos, etc. No soy médico, por lo tanto NUNCA te diré qué debes hacer en este punto, pero si hay algo que te ayude a eliminar de manera natural residuos tóxicos del organismo, me siento en el deber de compartirlo.
  • ¿Llevas una alimentación equilibrada? ¡No hablo de dietas de moda, no soy de dietas! Sino de alimentos de calidad y con nutrientes, con un horario ordenado, siendo consciente del momento de sentarte a comer, etc.
  • ¿Qué tal son tus digestiones? Igual no te has dado cuenta, pero que tu tripa sea un balón después de comer, no es lo normal. O que tengas mucho sueño, gases, ardor, etc.
  • ¿Sueles tener infecciones recurrentes? Igual crees que no, porque la palabra infección suena muy fuerte, pero piensa en sinusitis, amigdalitis, cándidas, etc.
  • ¿Qué tal vas de energía? ¿Hasta cuándo te dura la pila? ¿Te apuntas al reto y comprobamos los cambios?

 

Podría seguir así por lo menos 10 puntos más, pero creo que ya me he explicado, ¿verdad? El estilo de vida en el que estamos inmers@s hace que nuestra microbiota, es decir nuestra “barrera protectora”, ubicada en su mayor parte en el aparato digestivo, se debilite cada día, ¿por qué no ayudarla?

¿CÓMO ELABORAR KOMBUCHA CASERA DE MANZANA & JENGIBRE?

Además de todas las marcas comerciales que están arrasando en el mercado, puedes elaborarla tu mism@ en casa, ¿quieres saber cómo hacer kombucha? Yo aprendí en un taller de fermentados con Amanda The Green Fuel y de Fermentación Natural.

Se puede elaborar de varias formas, me refiero a los ingredientes y a los tiempos de fermentación. Además de la receta de Amanda, he leído otras y cada persona, hace la mezcla a su gusto, ¡siempre teniendo en cuenta que las proporciones sean las adecuadas!

Debes saber que hay una primera fermentación, que es aeróbica, es decir con oxígeno y una segunda fermentación que es anaeróbica, sin oxígeno. Pero no te líes con este punto, te lo explico en el proceso de elaboración de kombucha.

 

INGREDIENTES – PRIMERA FERMENTACIÓN 

  • 4 litros de agua
  • 1 taza de azúcar
  • 8 bolsas de té
  • 1 scoby con un poco de líquido iniciador

 

INGREDIENTES – SEGUNDA FERMENTACIÓN

La segunda fermentación, no es obligatoria. De hecho, muchas personas se quedan con la kombucha generada en la primera fermentación. En mi caso, siempre hago la segunda fermentación, pues es donde le añado el sabor y se generan más burbujas.

ELABORACIÓN – PRIMERA FERMENTACIÓN

  1. Para elaborar la primera fermentación de kombucha hay que tener un scoby y un poco del líquido donde vivía.
  2. Meter ambos en un recipiente de cristal lo suficientemente grande (al menos dos litros), yo los he comprado en Amazon.
  3. Hacer un té azucarado, para ello: calentar el agua, añadir el té negro, añadir el azúcar, dejar enfriar, colar y añadir la mezcla al scoby.
  4. Cubrir con un paño o papel de cocina, sujetarlo con una goma o similar y dejar fermentar entre cinco y siete días. Es importante elegir bien el lugar, debe ser tranquilo y sin calor directo.
  5. Probar a partir del quinto día y decidir el sabor que se desea. A partir de ahí, se puede embotellar y consumir o proceder a la segunda fermentación.
  6. En cuanto al scoby, volver a “darle de comer”, es decir, volver al punto tres.
  7. Lavar cuidadosamente todo lo que se haya utilizado.

ELABORACIÓN – SEGUNDA FERMENTACIÓN

  1. Pasado el tiempo elegido, sacar el 90% de la kombucha del frasco. Es importante mantener el scobie + un 10 % del líquido en el frasco inicial, para seguir haciendo kombucha y que el scoby viva adecuadamente.
  2. Con un embudo, meter el líquido en botellas de cristal, con tapón y los suficientemente grandes para poder añadir el zumo de manzana y jengibre.
  3. Dejar fuera del frigorífico durante aproximadamente cinco días, para que se produzca la segunda fermentación.
  4. Es importante abrir la botella cada día, ya que en la fermentación se generan burbujas y la botella podría explotar. Pasado ese tiempo, ¡ya está hecha la kombucha!
  5. Meter las botellas en el frigorífico y a disfrutar.
  6. Lavar cuidadosamente todo lo que se haya utilizado.

 

¿Qué te ha parecido esta receta casera de kombucha de manzana y jengibre? ¿Te animas a hacerla? ¿Con qué crees que pega más? Hummus de aguacate, albóndigas turcas, tortilla de patatas guisadas o brownie saludable?

Y para acabar, además de mi estilo de vida saludable, te hago un reto ¿te atreves a ¡beber kombucha durante 21 días! ¿Para qué? Comprobar los efectos de ingerir esta “bebida mágica” cada día.

20 Comentarios
  • Las recetas de Carol
    Publicado a las 22:07h, 16 septiembre Responder

    Pues habrá que ponerse manos a la obra a ver qué tal nos va.

    • elblogdeceleste
      Publicado a las 11:07h, 21 septiembre Responder

      Sin querer deje el papel un poquito levantado, Entró un mosquito del vinagre, ha puesto huevos, Y la tenido que tirar.

  • Ydondecomemos
    Publicado a las 18:26h, 16 septiembre Responder

    Y te has atrevido a hacerla??? Qué maravilla!!!!!!

    • elblogdeceleste
      Publicado a las 11:12h, 21 septiembre Responder

      La verdad es que no tiene mucho misterio, es muy sencillo elaborar este tipo de receta. Ya verás, sigue el paso a paso y te va a quedar riquísima.

  • David por Madrid
    Publicado a las 11:18h, 10 septiembre Responder

    Bueno y ya he visto que vas a estar 21 días con ella!
    Esta casera debe estar bien rica!

    • elblogdeceleste
      Publicado a las 20:27h, 15 septiembre Responder

      Yes, ya os contaré cómo me voy sintiendo 🙂
      Un abrazo
      Celeste

  • Gastroactivity
    Publicado a las 20:52h, 09 septiembre Responder

    Nunca he hecho Kombucha, pero sí me gusta pedirla cuando la tienen. Es un descubrimiento

    • elblogdeceleste
      Publicado a las 20:39h, 15 septiembre Responder

      Yo soy muy aficionada y la suelo hacer y consumir 🙂
      Un abrazo
      Celeste

  • iris_fogones
    Publicado a las 17:41h, 09 septiembre Responder

    ¡Qué receta más increible! ¿No es complicada de hacer?
    El próximo día me llevo un poco de scoby y pruebo a hacerla en casa
    Un abrazo

    • elblogdeceleste
      Publicado a las 20:44h, 15 septiembre Responder

      Claro, cuando vengas, trae un envase de cristal y te doy un “hijo” 🙂
      Un abrazo
      Celeste

  • Vanessa
    Publicado a las 17:30h, 09 septiembre Responder

    A ver si empiezo a tomarla que me estoy quedando muy atrás!! Ya lo de hacerla es otra historia

    • elblogdeceleste
      Publicado a las 20:44h, 15 septiembre Responder

      Te va a sentar muy bien, sirve sobre todo, para las defensas 🙂
      Un abrazo
      Celeste

  • Madrid me enamora
    Publicado a las 16:19h, 09 septiembre Responder

    Que interesante. Vamos a probar

    • elblogdeceleste
      Publicado a las 20:46h, 15 septiembre Responder

      Me alegro, os va a encantar, ¡da mucha energía!
      Un abrazo
      Celeste

  • Paula
    Publicado a las 14:51h, 09 septiembre Responder

    Me ha encantado la receta de kombucha, parece fácil prepararla!!!. Crees que podría hacerse utilizando frutos rojos? Son mis preferidos.

    • elblogdeceleste
      Publicado a las 20:48h, 15 septiembre Responder

      Pues cuando quieras te doy un scoby y te pones a elaborar la tuya propia, jijiji.
      Un abrazo
      Celeste

  • Amanda
    Publicado a las 14:08h, 09 septiembre Responder

    Me encanta, aún tengo el Scooby que me regalaste

  • Chary Serrano
    Publicado a las 13:22h, 09 septiembre Responder

    Me encanta la combucha. Yo la compro ecológica de aquí de la provincia y tienen varios sabores, pero esta muy bien conocer como se hace

    • elblogdeceleste
      Publicado a las 20:40h, 15 septiembre Responder

      Anda qué guay, ya os contaré qué tal me sienta 🙂
      Has probado a hacerla?
      Un abrazo
      Celeste

Publicar un comentario

A %d blogueros les gusta esto:

En cumplimiento de de la Ley, te informo que este sitio web utiliza cookies para mejorar la experiencia de navegación. Más Información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar