RECETA DE SOLOMILLO AL HORNO AL CATADOR

| |

El solomillo al horno es una receta de El Catador, mi marido, que suele realizar platos deliciosos, fáciles y con pocos ingredientes, pero donde destaca el producto. En este caso, el ingrediente principal es la carne de Ávila I.G.P. es decir, Indicación Geográfica Protegida.

Pocas veces se utiliza una carne tan noble para cocinarla al horno, excepto el solomillo Wellington, pues se suele hacer a la plancha, a la parrilla, etc. De hecho, cuando mi marido me dijo, por primera vez, que iba a hacer un solomillo al horno mi cara fue de espanto. ¡Qué equivocada estaba!

EL SOLOMILLO AL HORNO

Hasta ahora, no había visto, ni probado el solomillo de carne de vaca o de ternera al horno, pues es un tipo de cocción propia del solomillo de cerdo, excepto, al hacer el famoso solomillo Wellington, envuelto en hojaldre y tan típico de las fiestas navideñas.

Si se piensa en la calidad y en el precio de este corte de carne, parece que invita a comerlo poco hecho, tras pasar por unas brasas o una plancha. En cambio, si se siguen los pocos pasos de esta elaboración, ¡el resultado es brutal!

RECETA DE SOLOMILLO AL HORNO

Esta receta de solomillo al horno proviene de la familia de mi marido, además, me consta que él la ha tuneado, ya que estoy segura de que no se acuerda de la receta original. Incluso, podría ser que la receta de su familia fuera con un solomillo de cerdo, en vez de con un solomillo de carne de Ávila I.G.P.

La carne de Ávila I.G.P. presenta una serie de particularidades como la raza Avileña-Negra Ibérica y su primer cruce, el sistema de producción y el buen hacer de l@s ganader@s. De hecho, es la primera Denominación de Carne Fresca amparada en España y con reconocimiento en la legislación de la Unión Europea.

INGREDIENTES PARA 4 PERSONAS

ELABORACIÓN DEL SOLOMILLO AL HORNO

  1. Para hacer un solomillo al horno, al estilo Catador, primero limpiar la pieza de carne de los posibles restos de grasa y dejarla “mona”.
  2. Luego, poner en un recipiente apto para el horno y macerar con la sal, la pimienta negra, las cayenas machacadas, el zumo de la lima y la mantequilla. Dejar en un lugar fresco, cubierta con un papel film una hora aprox.
  3. Pasado el tiempo, poner una fina capa de harina en la parte superior del solomillo para una vez dentro del horno se dore.
  4. Calentar el horno a 220 grados y luego, cocinar el solomillo a 180-200 grados, durante 25 minutos. El tiempo de cocción es el momento más complicado, pues depende del horno, de la potencia y del punto de cocción de la carne que se busque. Lo ideal es que se tenga en cuenta esta regla para una carne poco hecha se necesitarían unos 15 minutos por cada 1/2 kg, para una carne al punto se necesitarían unos 20 minutos por cada 1/2 kg y si se quiere más hecha, ¡algo que no recomiendo pues se pierde la textura idónea del solomillo! habría que aumentar el tiempo.
  5. Mientras tanto, pelar y cortar las verduras en dados.
  6. En una sartén añadir abundante AOVE y freír las patatas, sin que lleguen a hacerse del todo, es decir, que falten 5 minutos aprox.
  7. Cuando al solomillo le queden cinco minutos, añadir las patatas fritas y los dados de calabacín alrededor y así se cocinarán en el horno.
  8. Esta receta se debe comer al momento, es decir, para servir, cortar la carne, añadir la salsa y el resto de los ingredientes como guarnición.

TRUCOS Y CONSEJOS

  • La piel del calabacín no se tira, se guarda para añadir a otras pieles de otras verduras, que sean comestibles, con las que hacer un caldo de verduras.
  • Como guarnición se pueden utilizar otras verduras, esta receta funciona muy bien con champiñones y setas.
  • Las cayenas son las que aportan el toque picante, se pueden reducir o eliminar por completo.
  • No se debe utilizar limón, se debe hacer siempre con lima, ya que el limón daría un sabor demasiado ácido.
  • Es muy importante que la carne sea de mucha calidad, ya que es el ingrediente principal.
  • Se puede sustituir la harina de trigo sin gluten por harina de garbanzos.

Elegir el horno como método de cocción es una gran idea para comidas especiales o cuando se reciben seres queridos en casa, ya que te permite disponer del tiempo mientras la pieza se está cocinando, al igual ocurre con el cordero, el pescado o el cochinillo.

Comparte esto:
Previous

LOS IBÉRICOS DE GUIJUELO: UN PLACER PARA EL PALADAR DIRECTO EN TU MESA

RECETA AUTÉNTICA DE ESPAGUETIS CARBONARA

Next

2 comentarios en “RECETA DE SOLOMILLO AL HORNO AL CATADOR”

  1. Siempre me ha dado un poco de yuyu asar un solomillo de ternera, me gusta la carne muy muy poco hecha y me daba la impresión de que se me pasaría. Pero veo que el punto puede controlarse perfectamente si se hace bien. Me lo apunto.

    Responder

Deja un comentario

En cumplimiento de de la Ley, te informo que este sitio web utiliza cookies para mejorar la experiencia de navegación. Más Información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar